Preguntas y respuestas cortas acerca de los #bulldogs:  #Ejercicio 

¿Cuánto ejercicio tiene que hacer un bulldog?

Un bulldog inglés no requiere de demasiado ejercicio.  Dos caminatas diarias es usualmente suficiente para mucho de los bulldog  inglés que aprecian salir a la calle y explorar. Como los humanos, los bulldog son criaturas sociales y su humor y su buen hacer mejoran con caminatas frecuentes y regulares. Los bulldog inglés no pueden hacer un ejercicio bastante prolongado por los problemas que tiene con su anatomía. Pueden llevar a sobrecalentarse y morir o a desarrollar una neumonía solo por jugar demasiado. Los dueños tiene que vigilar constantemente a sus perros y las actividades que realizan buscando señales de cansancio o fatiga.

 

 

Vía: http://www.betterbully.com

#Malos #Olores en los #bulldogs: #Flatulencias 

¿Por qué los bulldogs se tiran muchos pedos?

 

La paz y tranquilidad que inspira tu bulldog que esta roncando en el suelo se disemina por toda tu casa. Tus pies están bajo su panza fofa. Una pequeña flatulencia es normal, pero un montón nos hace ir a google a buscar un rápido remedio para mantenerlas al mínimo.

 

Los gases se encuentran nuturalmente en sus tripas y  a menudo son causados por la fermentación de alimentos difíciles de digerir como el maíz,  carbohidratos alimentos ricos en almidón.

 

Los bulldogs con alergia o intolerancia a algún tipo de alimento como la lactosa pueden tener flatulencias apestosas.

 

Remedios naturales para nuestro Bulldogs

 

El yogur t ayuda a  tener un rápido proceso digestivo haciendo que se digiera más rápidamente la comida. Tenemos que elegir un yogurt con cultivos vivos o un Kéfir ya añadirle una o 2 cucharadas como premio después de comer.

 

El exceso de gases puede producirse por comer muy rápido. Los bulldog que tragan su comida también tragan mucho aire, lo que hace que tengan que expulsarlos más tarde. Existen bowls para comer más lentamente. Incluso la vomitada que a veces tienen por comer más rápido se puede evitar con estos cacharros que evitan que traguen mucho aire al comer.

 

 

 

Vía: http://redwhiteandbulldogs.com

 

¿Por qué los perros, comen y comen y comen…?

Existe un Viejo cliché sobre los perros, que ellos comerán todo lo que les pongas delante de ellos, da igual que estén llenos o no. Puede haber cierta verdad en ello, pero no todos los perros son máquinas voraces de comer. Algunos están contentos con unos snack en su cacharro  y los comerán y otros o pararán hasta que estén llenos, no importa que ya hayan comido.

 

Así que muchos nos preguntaremos “¿Por qué  mi perro actúa como si estuviera hambriento siempre? La respuesta corta es… no estamos seguros. Algunos expertos creen que los perros nos ven como fuente de alimentación después de que  los lobos se hubiera domesticado ellos mismos (los lobos eran curiosos y no agresivos, y se acercaron lo suficiente  a los campamentos de humanos para comerse las sobras y ser recompensados con más comida)

 

Esto, combinado con sus instintos naturales  después de una cacería (“comer cuando el lobo alfa te deje y antes de que otros lobos puedan”)

 

Los lobos(o perros) cazando en manada tambien aprencen el concepto de que la comida es un recurso limitado. Puede que no coman todos los días o cualquier día, así que ellos caen en la mentalidad de  “ coger todo  mientras podamos”. Aunque el perro coma dos o tres veces  diariamente.

 

Cierto es  que nuestro perros domésticos hace mucho tiempo que no son lobos salvajes, así que les resulta duro conciliar este antiguo comportamiento con la conducta moderna. Probablemente nuestros perros nunca se dediquen a cazar ni a compartir la comida en orden con la manada. Otra posibilidad es que nuestro perro no está tan hambrientos. Son buenos manipulándonos para darles comida.

 

 

Como manejar a un perro hambriento

 

Si tienes un perro que se come todo, especialmente si tiene sobrepeso,  tenemos que controlarlo. Tenemos que consultar con el veterinario las necesidades diarias de alimento para nuestro perro, crear un ritual de alimentación con horarios incluidos y seguirlo a rajatabla. No dejes que otros le den chuches y sólo debes dárselos cuando cumpla con su trabajo y se los haya ganado mostrando calma y sumisión.

 

Cuando empieces con un horario, deja la comida en el plato hasta que el perro se aleje de ella, haya comido o no y entonces recoges el plato. Esto refuerza la idea de que es hora de la comida y que no habrá más hasta la siguiente.

 

 

Un súbito cambio de apetito

 

Puede ser que tu perro no sea un comedor voraz y sabe cuando parar. Los hábitos de un perro pueden cambiar. Cuando lo hacen, pueden ser señal de algo Si tu perro pasa de comer a devorar, necesitamos determinar la causa para poder librarnos del problema tan pronto sea posible.

 

Solo hay una razón para ese cambio: psicología. Las razones psicológicas incluyen los cambios en el ambiente.  ¿Te has mudado o ha habido algún cambio en los miembros de la manada? Por ejemplo, ¿Alguno de los niños se mudó o hay un nuevo miembro?

 

Cosas como esa pueden desencadenar una ansiedad y Seguridad que puede cambiar la mentalidad del perro. Una parte de la manada se fue o un nuevo miembro que se ha unido puede ser la fuente de la ansiedad. En caso de un nuevo perro, tenemos que monitorizar las cosas para ver si el nuevo perro no lo está intimidando o robando la comida cuando tú no lo estás viendo.

 

Si perro dócil empieza a mostrar señales de agresión cuando come, definitivamente es una causa psicológica con lo que tenemos que sobrellevar el problema trabajando con la ansiedad del perro antes los cambios en casa.

 

Si lo que hay es un  Nuevo humano en la familia, debemos dejarle alimentar al perro con chuches por un tiempo. Si alguien a dejado la familia, podemos poner alguna prenda que huela a él cerca de la comida. Si hay un nuevo perro, dejar que ambos se ganen su comida sentándose y mostrando calma y sumisión. Tenemos que alimentarlos en bowls separados a una cierta distancia y vigilarlos para no dejar que uno se aproveche del otro, aunque sea solo para olisquear una vez que hayan terminado la comida.

 

 

Si no todo está en la cabeza de perro

 

Si no ha habido cambios recientes en casa y  aún así el perro se ha vuelto un devorador de comida, puede ser que haya algún problema físico y puede ser síntoma de estas causas:

 

·         Edad

·         Una sobrepoblación de bacterias en su intestino.

·         La enfermedad de Cushing

·         Diabetes

·         Insuficiencia pancreática.

·         Hipertiroidismo

·         Reacción a una mediación.

 

En mucho de los casos mencionados arriba el mecanismo de incrementar el hambre de tu perro es el mismo: a el cuerpo de tu perro le resulta imposible absorber los nutrientes o digerirlos correctamente con lo que su apetito incrementa. Si están famélicos a pesar de que les des toda la comida que necesitan, ellos necesitan compensarlo comiendo de todo.

 

 

 

 

 

Vía: http://www.cesarsway.com

Razones por las que tu perro se te queda viendo

Es una de las maneras que tienen para comunicarse contigo. Estas son las razones.

 

1.       Estoy list@ para comer. Si vez que se te queda viendo fijamente, mira el reloj. Llevas unos minutos de retraso para darle la comida. Los perros tienen un poderoso reloj interno y se enteran mejor cuando es la hora de comer mejor tú.

2.       Quiero ir a pasear. ¿Ha pasado un tiempo desde el último paseo o meada? ¿A pasado mucho tiempo durmiendo o lleva mucho tiempo jugando? Ambos hechos hacen que se dispare su necesidad de salir afuera y echar una meada.

3.       Necesito que me rasques la barriga. Tu perro sabe que si te pide constantemente cariño te pude molesta, así que  te lo piden mirándote fijamente desde la distancia, esperando  a que les acaricies lo les rasques la barriga.

4.       Vamos a dar un paseo en coche.  A muchos perros les encanta ir de paseo en coche, así que puede ser que esté esperando a  que cojas las llaves y lo lleves de paseo, en especial si esta rutina se hace de manera regular.

5.       ¿Qué tal si jugamos?   ¿A tu perro le gusta jugar demasiado con algún tipo de juguete? Puede ser que te lleve su juguete preferido y lo ponga cerca de ti, después se te queda viendo esperando a que te enteres que quiere divertirse.

6.       Hora de dormir. Aquí vuelve a salir su reloj interno. ¿Estás despierto más tarde de lo normal? Los perros son naturalmente curiosos y tu perro puede  querer saber porque tú no estás haciendo tu rutina habitual de lavarte los dientes y ponerte el pijama.

7.        Luces estresado, dueño: Los perros han desarrollado la habilidad de leer nuestras expresiones faciales y nuestro leguaje corporal. Un perro viéndote fijamente puede estar tratando de descifrar tu humor. ¿Estás contento y quieres jugar? ¿Estás triste y quieres  estar cómodo? Tu perro quiere saber y te quiere ayudar.

8.       No me siento bien.  Tu perro confía en ti  para su seguridad y comodidad. Si no se encuentran bien y se te quedan viendo, ellos saben que tu eres el único que los puede ayudar a sentirse mejor.

9.       Hueles bien/mal/raro.  Los perros cogen la información del mundo a través de su nariz. Pueden preferir acercarse y olisquear tu cara, pero saben que a veces no es bienvenido, así que deciden sentarse cerca de ti y olisquearte.

10.   Te quiero.  Los perros son criaturas leales y te aman incondicionalmente. Y pueden quedarse viéndote con cara de amor y adoración.

 

 

Como nota final al contacto visual: la creencia popular ha sido siempre que si un perro  tiene contacto visual directo contigo es que está retando tu dominancia. Los expertos nos indican que esto varía entre el perro y la situación.  De hecho, muchos entrenadores buscan el contacto visual entre  los perros y los dueños para mejorar la confianza.

 

 

 

Vía: http://barkpost.com por Erin Webreck

 

¿Por qué nuestro perro intenta perseguir a la pelota/palo?

Lanzar la pelota/palo: El juego legendario donde un humano lanza una pelota/palo y el perro la recoge y la trae es muy bien conocido. Es fácil de jugar y a los perros parece que  disfrutan ir a cogerlo y traértelo. Pero ¿Por qué algunos perros se vuelven loco con esto?

 

Muchas perros están genéticamente están predispuestos a  perseguir objetos que se mueven. Katelyn Schutz es una entrenadora de perros profesional que dice: “Cuando miras a los parientes más cercanos de un perro, como los lobos o el coyote,  hay una tendencia natural en la conducta canina que es llamada “cargar a la presa”. Después de una cacería, algunas veces el lobo llevará a la presa a su hábitat donde será consumida con seguridad por la manda, esencialmente “llevar “ la cena a casa. El juego de  perseguir a la pelota de nuestro perro sugiere que es una simple variación de la conducta “cargar a la presa”

 

Pero no podemos negar que algunas razas están más obsesionadas con este juego del gato y el ratón, o el de depredador y presa que otras. Esto se debe a que en algunas razas este instinto está más presente que en otras

 

Perseguir palos con tu perro puede resultar un riesgo para su salud

 

Los científicos suponen que la temprana domesticación de los perros puede ser resultado de ser usados para la caza. Los humanos de antes  pueden haberlos utilizados para cazar presas grandes, usando sus instintos como el tracear, perseguir y buscar.

 

Hoy,   muchas razas de trabajo por el popular Labrador Retreiver ha seguido usando su instinto de perseguir para hacer cosas que nos benefician. Los cazadores de hoy en día, por ejemplo, los usan para cazar aves casi sin dañarlas.

 

¿Cuál es el resultado de esta condición? Los perros domésticos no solo tienen la necesitar de perseguir algo sino de traértelo.

 

También estimulan regiones del cerebro y ayudan a mejorar su humor. El perseguir hace que los perros se sientan felices, lo que hace que siempre quieran estar jugando.

 

Pero créeme, ellos nos buscaban palos. Esto es de ahora. Asegúrate de usar un juguete (pelota, cuerda o frisbee) mejor que esos palos asquerosos de madera que encontramos por ahí . Los veterinarios advierten a los dueños de los perros que los palos pueden producir complicaciones de salud como resultado de perseguir y masticar madera.

 

Vía http://articles.barkpost.com/